Warning: A non-numeric value encountered in /home/periodi5/public_html/wp-content/themes/Divi/functions.php on line 5483

Es indudable la importancia que tienen las obras del medievo iluminadas con la pluma y el amor de aquellos prolíficos monjes que consagraban su vida a dicha tarea. Contemplar sus coloridas imágenes es un viaje mágico hacia un pasado donde esos dibujos tenían un significado mucho más profundo, la fuerza del medio que servía para instruir a los iletrados. Aunque hoy día, todos estos destacados valores suelen caer en el olvido junto a estas obras que se refugian en vitrinas y que al final terminan como aquella arpa de la que habló Bécquer en su poesía.

Solo cuando locos viajeros curiosos visitan sus enclaves y vuelven a saborear sus páginas acuden otra vez a la vida; y rara vez de cara al gran público, en contadas ocasiones como grandes exposiciones o a causa de los robos que las asolan. El último evento de estas características se produjo con el robo del Códice Calixtino en la Catedral de Santiago de Compostela. El hecho delictivo provocó que volviera a hablarse de este libro tan primigenio y preciado, y lo mismo ocurrió el 29 de septiembre de 1996 cuando sustrajeron el Beato de Liébana del Museo Diocesano de Urgell (Lérida).

Portada Objetivo Beato, Fotografía Lourdes Gómez

En los últimos días me he introducido en dicha historia a través del libro Objetivo Beato de J. D. Pastor. Es la primera vez que contemplo un suceso de estas características desde el punto de vista del investigador, y es que el autor formó parte del Grupo de Patrimonio Histórico de la Guardia Civil, equipo que recuperó el ejemplar único y detuvo a los autores del robo. Gracias a Objetivo Beato uno puede conocer los entresijos de una operación policial de estas características y descubrir cómo funciona este grupo del Cuerpo que se dedica a preservar y proteger el patrimonio histórico de nuestro país. El Beato de Liébana fue en su época el caso de mayor relevancia resuelto por esta unidad de la Guardia Civil, y en la obra de J. D. Pastor se narra toda la aventura.

Un códice único

El Beato de Liébana es un códice de la alta Edad Media escrito por un monje de Liébana (Cantabria) llamado Beatus. El autor vivió a finales del siglo VIII y llegó a ser extraordinariamente famoso gracias a este libro que escribió y que gira en torno al último libro de la Biblia: el Apocalipsis. Tiene más de mil años de vida y está ilustrado con 90 miniaturas. Todavía no se sabe con exactitud dónde fue realizado, aunque se barajan como posibles lugares San Millán de la Cogolla (La Rioja) o Navarra.

Gracias a la lectura de Objetivo Beato he descubierto detalles sumamente interesantes de la obra, como por ejemplo el hecho de que algunos de sus vivos colores aparezcan apagados o raspados en ocasiones. Esto se debe a que en algunas representaciones del demonio, algún supersticioso lector le raspó los ojos para evitar que su mirada le produjera algún mal de ojo.

El Beato de Liébana gira en torno al Apocalipsis, es una obra que habla del bien y del mal. Sus pinturas representan esta lucha a través de sus preciosos dibujos, como es el caso de una miniatura donde aparecen un águila y una serpiente peleando. El águila representa el bien y la serpiente al mal.

01-001

El origen del símbolo de la Comunidad Europea

Otra de las pinturas que se destacan en Objetivo Beato es una miniatura a la que alude el prologuista de la obra, Antonio Cagigós: “la serpiente tiene siete cabezas –siete es símbolo de plenitud, en este caso del mal- y ataca a la mujer vestida de sol y coronada de doce estrellas sobre fondo azul. En la Biblia doce es un número de plenitud, y en este caso lo es del máximo bien, porque se trata de la Madre del Mesías, Jesucristo. Cuando en el año 1950 se convocó un concurso para escoger el símbolo de la Comunidad Europea, Heitz, un pintor católico de Estrasburgo, presentó un diseño inspirado en esta miniatura: doce estrellas sobre fondo azul. Como el número de las estrellas no tiene nada que ver con el número de miembros de la Comunidad a diferencia de lo que ocurre en la bandera de los Estados Unidos, el diseño religioso de Heitz fue escogido, aun cuando ni entonces eran doce los estados ni lo son ahora. Doce tribus en el Antiguo Testamento y doce apóstoles en el Nuevo son símbolo de plenitud”.

Ya en su época fue un bestseller leído en todos los monasterios, y hoy día es célebre por sus extraordinarias pinturas. “Los colores de sus miniaturas hicieron llegar las principales escenas del libro a los ojos y al corazón incluso de la gente que no sabía leer”, en palabras de Cagigós, quien fuera Director del Museo Diocesano de La Seud’Urgell cuando se produjo el robo del Beato. Humberto Eco llegó a afirmar que estas imágenes supusieron “una de las más prodigiosas creaciones iconográficas del arte medieval”.

Existen 24 Beatos. “Estos códices, conocidos en todo el mundo con su nombre español, Beatos, de los que en la actualidad únicamente existen poco más de una veintena, fueron escritos durante los silos IX al XIII, siendo copias de un primer Beato, Comentarios al Apocalipsis, fechado en el año 786, y atribuido a Beato de Liébana, del que únicamente se conoce que pudo ser presbítero o monje en los valles de la Liébana Asturiana, y que probablemente residió en el Monasterio de Santo Toribio de Liébana, próximo a la localidad de Potes (Cantabria). Con el primer Beato. Comentario al Apocalipsis, su autor preparó a los cristianos para el fin del mundo”,recoge J.D. Pastor en Objetivo Beato.

Recomiendo encarecidamente la lectura de esta obra a todos aquellos que quieran acercarse a la investigación de este tipo de delitos y a la magia de un libro que encontraréis en el Museo Diocesano de La Seu d’Urgell en Lérida, donde espera para que, con vuestras miradas, le devolváis otra vez a la vida.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar